“Se ha convertido en un sello característico de la administración municipal que encabeza el edil Cenobio Hernández Lara ignorar las necesidades y dar nula respuesta a los planteamientos que se le hacen para mejorar la calidad de vida de los habitantes de Ario de Rosales, aun cuando estos provienen de las clases sociales más desprotegidas; esto se demostró al dar una respuesta no favorable al pliego petitorio que se entregó a la presidencia en 2016”, así lo mencionó Rabí Núñez Medina, dirigente del Movimiento Antorchista en la región.

“Lo único que deja ver el representante popular es el menosprecio a los pobres que carecen de los elementos para tener los satisfactores mínimos, debiendo garantizar y proveer una autoridad que se precie de ser legítima al jurar guardar y hacer valer los principios constitucionales de velar en todo momento por el bienestar de sus representados. Se les olvida que en campaña anduvieron casa por casa, localidad por localidad, ofreciendo servir, pero que ahora sólo se quiere servir de los pagos que satisfagan su interés personal, por encima del pueblo y haciendo mal uso del poder que se le confirió”, agregó el líder social.

“Sin embargo, no estamos dispuestos a desistir en nuestro empeño de lograr las mejoras que amerita la sociedad ariense, a través de la ejecución de obras y de dotar los insumos básicos a quienes así lo requieran, por lo que nos dispusimos a entablar mesas de trabajo con los diferentes grupos populares y campesinos que corresponden a esta región del estado, con el fin de sensibilizar y exigir la solución a las demandas, de no conseguirlo buscaremos la implementación de las acciones pertinentes hasta lograr nuestro objetivo: el bienestar del pueblo pobre”, finalizó Núñez Medina.

Fuente: https://goo.gl/2CJTQj

Dejar un comentario

Por favor deja tu comentario
Nombre